Qui som Accés als nostres articles Materials i documents Fòrums de debat Contacta amb el col·lectiu Enllaços que recomanem Índex del web Convocatòries, mogudes, manis, activitats...
[sin convocatorias]
Imatge bus
Els nostres articles en publicats en premsa
Publicado el 21 - 2 - 2003 en Diari Levante - EMV
Descargar el artículo

Agenda 21 Local (y los programas políticos municipales)

Eduardo Peris Mora

Universitat Politècnica de València

Tengo ante mis ojos una postal que procede de una organización no gubernamental irlandesa que se preocupa de estudiar y proteger el medio ambiente litoral. En la imagen se ve a un niño de cinco o seis años que anda por una playa llena de residuos, y nos mira y dice: “la playa esta muy contaminada; pregunta a tu parlamentario que es lo que va a hacer para solucionar ese problema”.

Cuando la leí la primera vez, hace años, me produjo cierta sorpresa que con el tiempo se convirtió en una sensación de pesimismo. La sorpresa me sobrevino cuando yo mismo me di cuenta de que, de haber querido seguir el consejo de la postal reivindicativa, no hubiera podido hacerlo pues no llego a identificar quien es mi parlamentario. Después de reflexionar sobre el asunto deduje que podría haberlo averiguado porque, en nuestro sistema de listas cerradas, habría sido posible acudir a la sede del partido que voté (sí me acuerdo de eso) y preguntar quien había sido el cabeza de la lista que en su momento elegí en mi papeleta; ese podría muy bien ser mi parlamentario. Seguramente, no obstante, si por razón de su especial posición, mi parlamentario estuviera demasiado ocupado, en esa misma sede de su partido se podría obtener cita y audiencia con alguno de los otros miembros de la candidatura que, aunque no son tan relevantes y no suelen aparecer en la publicidad electoral, también debería considerarlos como mis parlamentarios. Con ellos podría yo reunirme para consultarles lo que me aconsejaba que hiciera la postal descrita. Supongo que la posibilidad de la entrevista existe, porque justamente la antevíspera de cada día de elecciones todos los candidatos suelen visitar mercados y pasear las campañas por doquiera que se presente la oportunidad de sumergirse entre la multitud. Y yo pudiera haber sido un miembro de esa multitud. Sin embargo, a la vista de lo esforzado de ese deseo de comunicar, desistí; y sigo hasta ahora sin hacer pregunta alguna.

Viene lo anterior a cuento ya que en poco tiempo se va a desarrollar una nueva campaña electoral municipal y nuestros representantes se esforzarán en comunicarse con nosotros para ofrecernos lo más granado de sus programas ,en caso de que dichos programas hayan sido elaborados; porque de otro modo también se les podrá votar por la imagen que de ellos nos haya dado la publicidad sin conocer cuales son las expectativas de su futuro quehacer político. Sin embargo, muchos de los alcaldes que actualmente guían los destinos de nuestros concejos se han manifestado ya y en cierta forma han asumido un programa político al firmar el manifiesto de Játiva (Carta de Játiva, mayo de 2000) en donde se dice textualmente

...Los municipios firmantes quedan comprometidos a participar en las iniciativas locales del Programa 21 y a desarrollar Planes de Acción a largo plazo que garanticen un Desarrollo Sostenible en sus municipios... mediante la participación ciudadana y la implicación de sectores económicos y sociales

El origen de esos compromisos es la llamada Agenda 21 que fue el documento de conclusiones elaborado en la Conferencia de NNUU sobre Medio Ambiente y Desarrollo en Río de Janeiro en 1992. En el capítulo 28 de ese documento se recogen en solo dos páginas, unas recomendaciones sobre iniciativas en el ámbito de la política local sostenible. Desde entonces han sido diversas las declaraciones de compromiso firmadas en el mundo (Carta d Aalborg 1994 o Carta de Lisboa 1996; la mencionada Carta de Játiva más cercana a nosotros)
La mayoría de los documentos a los que nos referimos contiene una serie de compromisos que son realmente un programa político avanzado en materia de gestión municipal. Y constituyen un programa muy comprometido con estilos de gobernar que no se ven mucho por estas tierras. Así, por ejemplo, cuando se quiere aumentar la participación ciudadana de todos los sectores sociales, siguiendo la mencionada AL21 se deberá

.”..ejecutar y supervisar programas encaminados a lograr que las mujeres y los jóvenes estuvieran representados en los procesos de adopción de decisiones, planificación y ejecución (A21.28.2 d)”.....”iniciar un diálogo con sus ciudadanos, organizaciones locales y empresas privadas..... la celebración de consultas y la promoción de un consenso. Las autoridades locales recibirían aportes de la ciudadanía y las organizaciones cívicas, empresariales e industriales locales y obtendrían la información necesaria para formular las mejores estrategias. El proceso de consultas aumentaría la conciencia de los hogares respecto de las cuestiones relativas al desarrollo sostenible” (A21.28.3)
Ese tipo de participación directa para atender a los problemas de cada día que tienen que ver con la sostenibilidad del municipio, constituyen una forma de gobierno original para nosotros y también para muchos de los municipios del mundo. Desgraciadamente, cuando se ponen ejemplos de iniciativas originales para innovar la gestión medioambiental de las ciudades, se recurre con frecuencia a ejemplos de culturas muy diferentes, poblaciones de países subdesarrollados y ejemplos difíciles de imitar. En algunas pocas grandes ciudades las iniciativas A21 han sido abordadas con verdadera convicción y la vida municipal ha cambiado. En poblaciones como Curitiba y Portoalegre parece que funcionan desde hace tiempo. Curitiba, por ejemplo -1,5 millones habitantes- tiene según los expertos el mejor transporte público del mundo, pero los éxitos de esa gestión ¡vaya usted a saber porqué!. no son demasiado recogidos en los medios de comunicación.

Yo no estoy muy seguro de que los representantes de municipios firmantes de la carta de Játiva hayan leído de verdad toda la literatura con la que se comprometen. Si lo han hecho me alegro, y espero que lo antes posible yo pueda entrevistarme sin demasiados esfuerzos con mis representantes en las instituciones democráticas que administran mi vida urbana para preguntarles que va a hacer, por ejemplo, con la gestión de la playa.

envia correuComentarios de los lectores sobre el artículo

Los lectores todavía no han opinado sobre este artículo.

ComentaComenta este artículo
Nombre
E-mail
Muestra la dirección
Desde
captcha
Código de confirmación    [genera un código diferente]
Este código es para impedir la introducción automática de publicidad. Introdúcelo tal y como lo ves en la imagen.
Comentario
       
Webmaster: Pere Pasqual Pérez